Pentsatu, eztabaidatu eta ekin
Beldur Barik jarrerarekin!


Ezaguna egiten al zaizu laburmetrai honek planteatzen duen egoera? Zure bikoteari whatssap-en bidez idazten diozu, ez dizu erantzuten baina ikusten duzu jaso duela. Orduan zergatik ez du erantzuten??? Edo gauean ikusten duzu 'en línea' dagoela eta ez dago zurekin berbetan. Norekin ari da???? Ala momentu batetan agobiatuta zabiz, mezu motz batekin erantzuten diozu eta zure bikoteak hotz zaudela leporatzen dizu. Ay ama, txarto ulertuak izateko eta kontrolatzeko hamaika aukera. Mi novio me controlaren gomendioa:
Piensa en unos motivos para no discutir por whatsapp (que hay muchos), plantéate dejar de mirar al móvil y levantar los ojos a la realidad aunque sea por un momento, piensa en desconectar un ratico de las redes y atender a esa gente que está delante, salir un rato a la calle sin mirar al móvil... Plantéate también que no estás obligad@ a contestar en el momento inmediato, que quien se lo toma a mal, tiene un problema de confianza... y sobre todo... que lo que haganuestra pareja siempre será más importante que lo que digan dos palabras en whatsapp ¿o ya no nos acordamos de lo que significan los actos? ;-). Post completo

Ez Isildu blogean beste egoera bat proposatzen dute:

MENSAJE PRIVADO DEL TUENTI


(Lo escribe Mikel y está dirigido a Amaia)
Hola. No se ni si mereces que te diga hola. Ya sé que estás con otro y que andas muy contenta desde que me dejaste. ¡A mi! Lo he dado todo por ti y mira que me devuelves tú! Pues yo también te voy a devolver algo… ¿Te acuerdas de esas fotos que yo tenía? Todo el tuenti verá esas fotos! Lee el post completo

Indarkeria jarrerak (kontrola, zeloak, purrustak...) betikoak dira, baina egun sare sozialak hor ditugu horiek praktikara eramateko. Klasiko bat: mutilagunak argazki edo bideo pribatu bat interneten zintzilikatuko duela esaten du gu kontrolatzeko xantaia gisa. Zergatik ez da alderantziz gertatzen? Ba ikusi genuelako oraindik ere neskak direla euren sexualitatea dela eta epaituak izaten direnak. Mutila bideo batetan larrua jotzen agertzen bada, bere lagunek miresmena sentituko dute; neska bada, urdanga bat dela esango dute.

Otra cosa que nos preocupa es esos novios que te dicen que les des tu contraseña de Tuenti como prueba de amor y de confianza, que si no tienes nada que esconder no te importará dársela. Eso supone no entender que todas las personas tenemos derecho a tener un espacio propio, él está intentando meterse en todos tus espacios. Otro clásico: mirar las fotos que cuelgas y luego interrogarte, "¿Qué hacías con ese? ¡Salíais juntos en todas las fotos!"

Si tu pareja o expareja usa el Whatsapp el Tuenti o el Facebook para controlarte, humillarte, acosarte o chantajearte: eso es violencia. El primer paso es identificarla como tal. El segundo, contarlo a personas que te puedan orientar y apoyar. Por ejemplo, puedes escribir a Ez Isildu: ezisildu@ej-gv.es


"Batzutan haserretzen da eta oihukatzen dit, baina horrela jartzen da asko maite nauelako". Horrelakorik esan ala entzun duzu inoiz? Ba ez da arraroa. Tratu txarrak eragiten dituzten gizonek eta bizi dituzten emakumeek askotan maitasuna erabiltzen dute justifikazio gisa. 'Jotzen bazaitu ez zaitu maite' ('si te pega no te quiere') bezalako leloak erabili izan dira indarkeriaren kontrako kanpainietan, baina gogoratu tratu txar fisikoak ez direla bakarrak, eta biolentzia ziklo bat dela: lehenengo sintomak identifikatu eta egoera gelditzen ez badugu, indarkeria maila handitzen joango da.

Hasteko, Geubiok.net gunean aurkitutako test hauek egitera animatzen zaituztegu:
Tests: 

¿Me trata bien mi pareja?


¿Trato bien a mi pareja?


 

Ondoren, emaitzaren inguruan zuen kabuz hausnartu ostean, bi post hauek irakurtzea biziki gomendatzen dizuegu:

Quien bien te quiere… te hará FELIZ





  • (...) El maltratador utiliza el modelo del amor romántico para justificar lo injustificable y para des-responsabilizarse y culparte a ti de lo que ocurre. También lo utilizará para que le perdones después de cada episodio de violencia, aunque llega un momento en que te das cuenta de que hagas lo que hagas tú no puedes cambiarle, ni controlar su violencia.

  • El control no es amor, es posesión, igual que los celos. No eres suya, no eres de nadie. Te debes a ti misma, y a nadie más. Las personas celosas te agobian y presionan porque necesitan tenerte bajo control, no por amor, sino por sus frustraciones, inseguridades, etc., de las que tú no eres culpable ni responsable.

  • Si te quisiera, te apoyaría aín a costa de no estar de acuerdo con alguna de tus decisiones, sería un apoyo y no un lastre.



  • El amor NO lo puede todo. El amor que sientes por él no va a cambiar algo que él lleva aprendiendo toda su vida. Una vez que te pierde el respeto, una vez que aprende que puede conseguir lo que quiera usando la violencia, porque es un modo rápido y que no requiere esfuerzo de conseguir lo que se quiere, volverá a usarlo una y otra vez.



  • (...) No te quiere más porque insista, no soporta que tú le dejes, no soporta perder su objeto de control.


¿Me quiere o no me quiere?


Mi novio me controla blogeko post bat laburtzen dizuegu, baina pena merezi du osorik irakurtzea:

Zure mutilagunak ez zaitu maite:

- Kontrolatzen bazaitu (norekin atera ahal zaren, nola jantzi behar duzun)

- Isolatzen zaitu, beti zurekin egon nahi du eta zure bizitza ahaztu dezazun saiatzen da

- Jazarri egiten bazaitu, etengabe deitzen eta bilatzen bazaitu

- Iraintzen eta makurrarazten bazaitu

Zure mutilagunak seguraski maite zaitu:

- Zaren bezala errespetatzen bazaitu eta iritzi desberdinak dituzuenean zurea errespetatzen badu

- Zure balioa aintzat hartzen badu

- Zu zeu izateko espazioa uzten badizu

- Nola zaren  gustoko badu eta ez badu zu aldatzen saiatzen

- Maite zaituela adierazten badu momentu txarretan egoten, konfidantza ematen...


Si en el test te ha salido que tu pareja te trata mal, y si te has identificado con estos posts, y estás hecha un mar de dudas, te animamos a que te acerques a Ez Isildu, donde encontrarás orientación y apoyo. Puedes mandar un email a ezisildu@ej-gv.es o llamar al 900 840 111.

Azkenik, 2012 Beldur Barik lehiaketa irabazi duten bi bideoak dituzu post honetan. Bietan tratu txar egoerak ikusten dira. 'Ez da txiste bat' bideoan, neska beti dago mutilaren alboan, badirudi ez duela kriterio propiorik. 'Guapa'-n mutilak neskari esaten dio mespresuz nola jantzi behar duen. Baina bi bideoetan neskek 'aski da' esaten dute eta konturatzen dira ez dutela halako tiporik behar.



(Más abajo encontrarás textos en castellano para reflexionar sobre cómo gestionar nuestros celos)

Maitasunari lotutako mito handienetariko bat zeloak maitasun frogak direla diona da. Baina horrez gain, ulertzen da norbait jeloskor jartzen bada burua gal dezakeela, normala dela bere bikotea kontrolatzen badu, iskanbila handia egiten badu, bere askatasuna mugatzen saiatzen baldin bada... Beitu 'The Big Bang Theory'-ko egoera: Howard jeloskor jartzen da Bernardette eta Leonard-en artean harreman ona dagoelako. Emozio hori ondo kudeatu ordez, Leonard mehatxatu egiten du. Eta ondoren (bideo honetan ez da agertzen), Bernardette-ri esango dio bere lagunak baimena eskatu behar diola bere neskalagunarekin egon nahi badu. Egoera horretan matxismoa agerikoa da: Howard-en ustez, Bernardette "bere neska" da, bera da jabea eta uste du eskubidea duela bere neskalaguna norekin hitz egiten duen erabakitzeko. Eskerrak Bernardette-k ez duela jarrera hori onartzen.

Baina zeloen kontua ez da bakarrik mutilen arazoa. Gainera, emakumeen arteko lehiakortasuna asko sustatzen da gizarte honetan. Zenbatetan entzun duzu zure neska lagun taldean horrelakoren bat: "Tipa hori urdanga bat da, beti dabil nire mutilaguna berotzen". Dena den, adituen arabera, zeloak agertzen direnean mutilek euren espazioa hobeto defendatzen dute; neskek kontrolatzeko saiakerak egiten dituztenean, mugak jartzeko erraztasun handiagoa izango dute.  'Celosa pero cariñosa' Kumbia Queers musika taldearen abesti dibertigarri honetan ere ikus daiteke ze prentsa ona duten zeloek: "Celosa, celosa, pero cariñosa, porque todo el tiempo te quiero para ti (...) Vos decís que soy paranoica, que desconfío hasta de mi sombra. Yo ya te dije cómo es la cosa, nadie es perfecto, yo soy celosa".



Ah, eta atzo ikusi genuen harreman homosexualetan ere eredu berdina errepikatzen dela. Are gehiago, askotan lagunen artean ere zeloak agertzen dira. Zure lagun minak bapatean beste lagun berri bat egiten du eta baztertua sentitzen zara... Zer dago zeloen atzean? Gure bikotea galduko dugularen beldurra, autoestima falta (esaterako, uste dugunean neska hori gu baino lirainagoa dela), gure bikoteak beste pertsonekiko desioa sentitu dezakela mehatxu bezala bizitzea, gure bikotea gurea bakarrik izatearen nahia... Askotan guk geuk zeloak eragiten ditugu, maite gaituztela sentitzeko. Zaila da egun batetik bestera ikasi ditugun eskema horiek bertan behera botatzea, baina gure emozioak lantzen ditugun bitartean, ezinbestekoa da gure jarrera eta portaerarekin erne egotea eta gure bikotea baldin bada jeloskor dagoena, gure askatasuna defendatzea eta bion arteko komunikazioa eta konfidantza lantzea. Hau da, agian ezin dut emozio hori etendu, baina nola kudeatzen dudan erabaki dezaket. Beitu zer esaten duen Ianire Estébanez psikologoak 'Mi novio me controla lo normal' blogan:
Los celos, son un sentimiento que como tal, puede ser normal que experimentes... Si tu pareja está evidentemente tonteando con otras personas, puede ser normal que te pongas celoso o celosa. ¿Cuándo pasan los celos, como sentimiento a ser un comportamiento violento? Pues cuando ese malestar celoso le lleva a controlar con quién vas, vigilar tus mensajes, decirte que no hables con otros, o decirte que te quedes en casa sólo con él... En definitiva, que si uno es celoso, y lo pasa mal solito con sus celos, en su casa, es su problema (de inseguridad, de desconfianza...), pero cuando uno se pone celoso y ello le lleva a limitar la vida de su pareja, pasa de ser un sentimiento... a ser un rollo muy malo.

Quiere a tu pareja pero no la quieras "sóloparatiynadiemás", porque en realidad, además de "tuya", es "suya", y tiene derecho a su mundo. Si confías en tu pareja no necesitarás controlarla. 

Lee el post 'NO son amor' 

GeuBiok webgunean artikulu oso interesgarri bat ere topatu dugu:


Los celos son una copia pirata del amor


¿Cuántas veces no hemos escuchado que tener celos es lo normal cuando hay amor? Aunque es una idea vieja, también es una idea falsa. Los celos tienen poco que ver con el amor y mucho con la rivalidad, con el ganar y dejar fuera de juego a las otras o a los otros. Los celos son como un videojuego que te engancha. Lo que te atrae, para entrar en el juego, es el reto, el saber que aunque muchas veces se pierde, de vez en cuando se puede ganar. ¿Y qué ganas cuando ganas en el juego de los celos? La confirmación amarga de que tenías razón, y que no hay nadie que merezca tu confianza.


1.  Siento celos de mi pareja, ¿Es normal?

Sí y no. Es normal tener miedo de perder a tu pareja, y querer que sea sólo para ti. Te gusta saber que no te olvida, que se acuerda de ti. Es normal que te halague si tu pareja está un poco celosa. Pero como ves, poco tiene que ver esto con el amor, tiene que ver más con tu ego, con el miedo y con la búsqueda de control. A todas y todos nos gusta más dar celos que sufrirlos. Si yo le doy celos a mi pareja, siento su interés y me siento a salvo de que me abandone, porque soy yo quien pone al otro en duda. Si yo le doy celos tengo la sensación de que yo controlo. Si yo siento celos, me siento insegura, siento que corro el riesgo de que me abandonen. Si yo siento celos, tengo la sensación de que, haga lo que haga, no controlo.

Sigue leyendo

 

 

 


Andrea Momoitio kazetari gazteak artikulu hau bidali digu lesbianen artean sustatzen den maitasun ereduaren inguruan hausnarketak egiteko. Maitasuna erromantikoa ez da, ez, bakarrik heterosexualen kontua.

En busca de la princesa azul


Andrea Momoitio

“Y apareció en tu vida
la chica de tus sueños
tu princesa herida
y ella curó tu infierno
lo que tú no sabías
que aunque nacieras princesa
no querías un Romeo
esperabas a Julieta”
(Extracto de la canción “Por amor al arte” de Iván Guevara)

El amor entre lesbianas puede parecer libre, empoderador, transgresor. Me temo que nada más lejos de la realidad. Tiene el potencial, sí, pero no resulta tan diferente a las relaciones heterosexuales. Esto no sería malo si no fuera porque las relaciones heterosexuales suelen dejar mucho que desear.

Tuve una novia controladora, obsesiva y muy fría conmigo. Vivimos algún episodio que rozó la violencia y no han sido excepciones en mi vida sentimental. Supongo que a muchos y a muchas les parecerá positivo que las relaciones lésbicas sean tan parecidas a las heteros, pero a mí, como feminista, me duele saber que, tampoco entre mujeres, estoy exenta de sufrir violencia. Sí, porque aunque se nos haya negado el uso legítimo de la violencia siempre hay excepciones. Quizá aquí radique parte del problema: no se nos permite hacer uso de la violencia de la que somos portadoras porque ese rol lo tiene asumido el hombre con el que mantenemos una relación, ¿pero qué pasa entonces cuando la relación es lésbica? Una de las dos miembras de la pareja –porque estoy hablando de parejas lésbicas, sí, pero también tradicionales- se autoasigna, pero también es asignada, en ese papel. Sobre este tema creo que es muy revelador un capítulo de Modern Family. La pareja de gais de la serie reúne en una cena a los padres de ambos (las madres no aparecen) y se ve cómo los dos intentan dejar en evidencia que su hijo es el verdadero hombre de la pareja: uno de ellos se enfada porque el otro le regala a su hijo un reloj demasiado femenino, por ejemplo. En estas situaciones se nota que una cosa es aceptar que tu hijo esté con otro hombre y otra asumir que no es un hombre “como dios manda”. Me hubiese gustado poner un ejemplo de lesbianas, pero no conozco ninguno tan explícito.

Otra cosa es el mito del amor romántico, que está tan arraigado entre las mujeres heterosexuales como entre las lesbianas. Esto se agrava aún más durante la adolescendia. Las mariposas que sientes en el estómago cada vez que ves a esa chica o el rollo clandestino que suele girar en torno a las primeras relaciones lésbicas no nos favorece para crear otro tipo de modelos afectivos. Además, a lo mejor es mucho pedir: transgredir la norma heterosexual o enfrentar los obstaculos que el patriarcado coloca en el camino a las lesbianas son retos más que suficientes para nosotras.

No podemos olvidarnos de los famosos dramas que dicen que rodean a las bolleras. En la serie The L Word aluden continuamente a ello. ¿Son las lesbianas dramáticas? No tengo ninguna respuesta científica para esto, pero desde mi experiencia personal tampoco me parece que sea tan habitual, aunque tendría sentido ¿no? A las lesbianas también nos han sociabilizado como mujeres y como tales, se nos permite volvernos locas por amor, montar escenitas… Las mudanzas pocos días después de empezar una relación sí que son un clásico ;)

La película ‘Las rojas rosas’ es otro ejemplo claro de lo que estoy comentando: la típica comedia romántica, en la que triunfa el amor por encima de todo, pero protagonizada por dos lesbianas. Pues qué queréis que os diga, me enternece y me crea contradicciones. Por un lado, me encanta ver que estamos representadas en el mundo, que las jóvenes que vienen detrás tienen referentes en los que mirarse e historias bonitas que ver para ilusionarse con el amor. Por otro lado, me da pena saber que tenemos la posibilidad de crear otro tipo de imaginarios, de maneras de querer o de entender el amor. Aunque, insisto, quizá esto tampoco nos corresponda a nosotras. Mientras las élites intelectuales, casi siempre heterosexuales, decidan cómo es el amor lésbico… disfrutemos, chicas.


Esos amores desgarradores, que nos cambian la vida y luego nos dejan llorando semanas en el sofá, comiendo helado de chocolate y recreándonos en nuestra tristeza. O esa idea de que en cuanto más fuerte la pelea, más intensa la reconciliación. ¿No conoces a un montón de parejas que tienen crisis gordas cada dos por tres, se juran y perjuran que no van a volver y luego recaen? Fíjaos que nos ha salido usar el verbo 'recaer', como si fuera una adicción. ¿Será que nos enganchamos a relaciones que nos hacen daño? Pues a menudo sí. Y en buena parte, es que, en vez de estar alertas cuando nos hacemos dependientes de una persona, en nuestra sociedad se nos presenta la dependencia, el drama o la ansiedad como síntomas o incluso pruebas de amor. Cuando no sentimos ese vértigo, cuando no hay emociones fuertes sino bienestar y serenidad, a menudo incluso nos preguntamos si eso es el enamoramiento.

'Mi novio me controla' blogean, Ianire Estébanez 'zu gabe ez naiz ezer' ideia horretatik abiatuz azaltzen du gure inguruan, pelikuletan eta sare sozialetan, oraindik ere mito hori etengabe elikatzen dela: maitasuna hala dela, lehenik eta behin munduko pertsonarik zoragarriena ezagutzen duzula, berak 'salbatzen' zaituela, eta ondoren, gauza okertzen denean, infernuetara erortzen zarela eta munduko gizagaixo handiena bihurtzen zarela. Ideia horren aurrean zer esan behar diogu gure buruari? Lehenik eta behin laranja erdiaren mitoan ez sinistu. Pertsona hori ez da "nire bizitzako amodioa". Maitatzeko aukera asko daude bizitzan zehar. Maite dut, bai, baina bera joaten bada, ez da mundua bukatzen, bera gabe ni ni neu izaten jarraitzen dudalako.

Estébanez-ek esaten du hau ez dela soilik nesken kontua, mutilek ere eredu erromantiko hori jarraitzen dutela. Pentsa 'Cómo conocí a vuestra madre'-ko protagonista, Ted: telesail osoan zehar bere bizitzako helburua bere bizitzako emakumea ezagutzea da. Hala ere, Ianireren ustez nesken kasuan bakardadeari beldurra izatea bereziki elikatzen da. Askotan pertsona horrek baino, maiteminduta egoteak engantxatzen gaitu. Badirudi emozio hori sentitu gabe hutsik sentituko garela. Eta askotan ere pertsona horrekin bukatzeak eragiten digun beldur nagusia bakardadea da: bai momentukoa (oso bakarrik sentitu naiz) zein etorkizunari begira (eta ez badut beste amodiorik aurkitzen eta betiko bakarrik geratzen naiz?). Polita da bikoteak izatea eta maitemintzea, baina hori ez da zoriontsu izateko bide bakarra. Maitasun mota asko daude: gure lagunekin, familiarekin, zaletasunekin etab. sentitzen duguna. Gure bizitzako arlo desberdinak sendo mantentzen baditugu, maitasun erromantikoa ez da izango gure bizitzari zentzua ematen diona.

'Lo que tú quieras oír' laburmetraia gomendatzen dizuegu, drama eredu hori agertzen delako, emakumeak asteak pasatzen ditu blokeatua, baina azkenik pelikularen amaiera aldatzeko gai da. Zergatik ez zara zu ere zure pelikularen amaiera bukatzen saiatzen?

Hona hemen 'Mi novio me controla' blogeko post horren laburpen bat. A ze adibide ona Titanic pelikula:

¿Te quiero más que a mi vida? Las pelis de final feliz que nos hemos "tragao"


Minoviomecontrola.com / Lee el post entero

(...) Ay, el amor. El amor, lo puede todo, el amor mueve montañas, nos han dicho siempre.

El amor, da igual cómo, aparecerá algún día en tu vida y lo resolverá todo... o al menos lo recordarás eternamente, como la protagonista de Titanic, por ejemplo. ¿Nos hemos dado cuenta que toda la historia de la película de Titanic, romántica por antonomasia... ocurre... en una sola noche? ¡Una puñetera noche!. Vale que la escena de la mano marcada en el cristal del coche lleno de vaho, sexo y tensión, nos hizo estremecer, pero no deja de ser un rollo de una noche. Y con una sola bastaba para recordarle siempre... como su único y verdadero amor. Igual Jack era un gilipollas, pero a ella no le dio tiempo a saberlo: siempre le guardaría en lo más profundo de su corazón (aissss) (...)

En fin, que algunos guiones cinematográficos se empeñan en presentar el amor como algo irremediable, que no podemos evitar, por el que dar la vida entera.

El problema no está en ver historias ficticias tras la pantalla de ilusión y finales apoteósicos, sino en que algunas personas se empeñen en vivir una historia de "amor de cine", exponiéndose sin límites a esa idea de amor que todo lo puede y supera cualquier obstáculo, pero en la vida real, la de verdad: donde no hay protecciones, maquillajes, ni guiones escritos, a "tres metros sobre el cielo" no podrías vivir, y las balas matan. (...)

Y aunque Hollywood se empeñe en reflejar que los tíos son muy duros, a ellos... también les pasa. Muchos guardan ideales del amor y se pasan la vida buscando la pareja perfecta... sin encontrarla. (...)

Si alguien te hace daño, si tu amor te duele tanto, si sientes que te mueres... quizá te estás empeñando en vivir una historia ideal de subidones emocionales que al final te van a terminar dejando pal arrastre. Si te empeñas en soñar con un amor perfecto, y encontrar un cielo lleno de corazones, a un héroe salvador, o a una bella princesa maravillosa que nunca tenga un sólo error... Es probable que algún día te caigas de esa nube de algodones que estás creando en la imaginación y no tengas a mano un botiquín de auxilios. Y para cuando te caigas, quizá te venga bien repensarte algunas cosas sobre tu idea del amor.
aunque no quiero inventar un modelo de referencia, esta duda me anima a lanzar algunas preguntas, por si quieres encontrarle tus propias respuestas:

¿Te vas a empeñar en buscar a una persona ideal, tal y como un sueño?
¿Necesitas a alguien que llegue a tu vida para arreglarla?
¿Vas a lanzarte con ojos cerrados al dolor?
¿Necesitas tener alguien al lado, aunque sea a ratos mal, para sentirte "algo"?
¿Necesitas renunciar a todo por amor?
¿Vas a vivir tu vida centrada en otra persona?

Yo personalmente creo 
que querer a alguien no tiene por qué implicar renunciar a todo

olvidarme de mí misma, 

no valorarme si no estoy con alguien, 

pensar que mi pareja es lo primero… y yo lo último.




Que no es imposible querer a alguien y quererme a la vez







Y que lo peor que puedo hacer en mi historia es olvidarme de mí, 

la persona con la que pasaré toda la película del principio al fin, 

porque, incluso aunque tenga acompañante, 

la "prota" de mi vida, soy yo. 



Eraldatu dezagun batera! Email bat jasoko duzu hileko berriak biltzen dituen boletinarekin. Izan zaitez lehena, guztiaz enteratzen!

Jarraitu gaitzazu
Sare Sozialetan!

Facebook Twitter RSS YouTube Instagram Telegram Spotify